PRÓLOGO
Don globo... (o la forma del aire)
Moreno y Monroe

Un aire imaginativo y creativo. Un aire que respiran en Madrid, lleno de impulsos y ondas electrocreativas y magnetopositivas. Desde niños (aún lo son, espero que lo sean siempre en su interior) se oxigenaron con este Madrid mágico (lleno de magia y magos)

Ezra, además, lleva magia en sus venas, hijo del grandísimo Gabriel, mago de legendaria (aunque viva) exquisitez técnica. Y esos mágicos oxígenos inspirados durante años, unidos a otros propios y personalmente producidos dentro de ellos mismos, han conformado una reserva de aire lleno de fantasía y vitalidad.

Con ese aire llenan sus globos, dan forma a sus imaginativas figuras y crean sus novedosas técnicas e ideas. Ezra y Willy, Willy y Ezra dan un nuevo aire a la técnica de los globos que explican con límpida claridad, y nos transmiten su amor por el tema, su esfuerzo y su dedicación, así como su alegría por lo descubierto y su esperanza por lo a descubrir.

El libro está desprovisto de paja, va directo al grano, es escueto y conciso, pero claro: no está hinchado en vano. Gracias a Willy, gracias a Ezra por su trabajo, gracias por este novedoso, oxigenante y vital aire que nos dan.

Ahora, todos, respiramos mejor.

Juan Tamariz
Nagoya (Japón)
Diciembre de 1997